General

Cómo evitar la crisis de los 40

Cómo evitar la crisis de los 40
Valora este artículo

Cuando llega una determinada edad, las mujeres alcanzan la temida crisis de los 40, algo que hace que ven como su juventud ha pasado, y su cuerpo empieza a deteriorarse por el simple hecho del paso de los años, algo que nunca debería suponer una barrera psicológica pero que por desgracia, si que tiene incidencia en nuestra autoestima y que hace que ya no nos sintamos igual con nosotras mismas.

A esta edad, comienzan a manifestarse arrugas, surcos, marcas de expresión y bolsas, haciendo que nuestro rostro comience a envejecer, pero también la piel pierde tensión y tirantez, tendemos a coger más peso, se cae el pecho, y en muchas ocasiones aparece celulitis o piel de naranja. Evidentemente, no es algo radical de un día para otro, y esta crisis, cada persona la vive de una forma, pues sus hábitos y sobre todo la genética, jugarán un papel fundamental a partir de los 40.

¿Cómo evitar la crisis de los 40 con algún pequeño tratamiento o retoque?

Evidentemente, debemos analizar cuales son nuestros problemas, vamos a comentar las soluciones más adecuadas para cada tipo:

  • Grasa localizada: Si nuestra intención es acabar con esos michelines y cartucheras, debemos tener en cuenta que existen tratamientos por sesiones muy efectivos, por ejemplo la cavitación, la criolipólisis o la presoterapia, son las mejores soluciones.
  • mejorar nuestro aspecto para estar jóvenesSi nuestro enemigo es la celulitis, debemos actuar con constancia y buenos hábitos, además la presoterapia, es un aliado más, y ofrece unos magníficos resultados, con pocas sesiones notaremos nuestros muslos y glúteos mucho más esbeltos.
  • Con el paso del tiempo nuestros labios pierden volumen, las ojeras se manifiestan más, se comienzan a formar surcos y arrugas… Para todos estos factores, el ácido hialurónico, el colágeno y el botox son tratamientos muy efectivos, que evitan una cirugía y resultan mucho más económicos que una intervención estética.
  • Si por el contrario a los 40 nos encontramos demasiado desmejoradas y deseamos realizar un tratamiento más agresivo para nuestro rostro, los hilos tensores o lifting japonés son una gran idea. Si queremos algo más definitivo, el lifting convencional ofrece excelentes resultados.
  • La aparición de bolsas en los ojos se acentúa a partir de los 45 años, es posible que usted comience a sufrirlas, si queremos eliminarlas, la blefaroplastia es el mejor remedio, una intervención rápida y con un postoperatorio llevadero, que hará que sigamos pareciendo jóvenes y nos aleje de la crisis de los 40.
  • La nariz, puede resultarnos algo antiestética, pero debido al resto de signos de la edad, no llevamos este problema igual de bien, una rinoplastia, puede corregir la mayoría de problemas en una sola intervención, sin cicatriz, y con un postoperatorio de lo más rápido.
  • Con el paso del tiempo, es posible que nuestro pecho comience a caerse como consecuencia de la edad y a partir de los 40, se hace mucho más notable. Para este problema una de las mejores soluciones es la mastopexia, cirugía diseñada para acabar con estos problemas de pecho caído, una de las causas de la denominada crisis de los 40.

Si sufrimos alguno de estos problemas probablemente, estemos planteándonos la posibilidad de someternos a un tratamiento o intervención, lo que hemos detallado en los anteriores puntos, son los más adecuados para cada caso, no obstante, nuestra recomendación es que usted pida cita en la consulta de un centro estético o una clínica de cirugía donde un especialista pueda evaluar su caso detenidamente.

Consejos para llegar a los 40 joven y radiante:

Si estamos acercándonos a los 40, quizás con algunos consejos, podamos retrasar la aparición de estos síntomas de la edad, y por lo tanto, seguir viéndonos jóvenes una vez superada esta barrera psicológica:

  • evitar la crisis de los 40El primer consejo que debemos seguir a rajatabla es descansar bien, dormir 8 horas diarias, marcará la diferencia a largo plazo entre un rostro que descansa y se recupera, y uno al que los esfuerzos cotidianos le hacen mella.
  • Una dieta sana, nos evitará tener sobre peso y como consecuencia nos alejará de la celulitis y la grasa localizada.
  • Es mejor prevenir que curar, y por eso recomendamos siempre, desde bien jovencitas utilizar unas cremas hidratantes y exfoliar periódicamente nuestro rostro, para que con el paso del tiempo, debido a estos cuidados, esté mucho más sana.
  • Evitar situaciones de estrés y realizar deporte, será fundamental para liberar toxinas y a la par, estar más relajados y sanos, nuestros músculos y huesos nos lo agradecerán con el paso del tiempo.

Ahora que conoces todos los secretos para evitar la crisis de los 40 lo único que te hace falta es ponerte manos a la obra y buscar una solución o prevenir la aparición de estos signos de la edad.

Nos encanta que compartáis con nosotros vuestros trucos y consejos, así como vuestras experiencias con tratamientos y sus resultados, aprovechad la sección de comentarios!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.