Riesgos y complicaciones

Efectos secundarios y riesgos de la cavitación

Efectos secundarios y riesgos de la cavitación
4 (80%) 7 votes

La cavitación es uno de los tratamientos que más de moda se están poniendo para combatir la grasa localizada, y hoy vamos a tratar el tema de sus riesgos y los efectos secundarios que pueden producirse durante las sesiones de cavitación.

Cada vez es más importante la estética en nuestra sociedad, constantemente podemos ver en revistas o televisión cuerpos de famosos que son la envidia de todo el mundo, pero la realidad es que la mayoría de personas no cuentan con ese físico tan espectacular, y siempre existe algún michelín, cartuchera, papada… En definitiva grasa localizada, que hace que por más ejercicio y dieta que hagamos no logramos que desaparezca. Con la cavitación podemos tratar estos problemas con unos resultados increíbles, y es que se vale de unos ultra sonidos de baja intensidad que produce la máquina de cavitación, y que logra deshacer la grasa localizada, haciendo que nuestro cuerpo la elimine de forma natural gracia a la orina.

Son cada vez más los pacientes que hablan maravillas de este tratamiento, y que tras someterse a un número determinado de sesiones, se muestran encantados con los resultados, pero igual que con cualquier otro tratamiento estético, existen riesgos y complicaciones, así como también posibles efectos secundarios que debemos analizar y tener en cuenta antes de decantarnos por este, o cualquier otro tipo de tratamiento o cirugía.

Principales grupos de riesgo en un tratamiento con cavitación:

  • Los enfermos cardíacoscelulitis piernas son uno de los colectivos que debe evitar este tipo de técnicas, debido a que se trata de una técnica que podría crear problemas para cierto tipo de tratamientos que se estén llevando a cabo de forma paralela.
  • Aquellas personas que sufran enfermedades como epilepsia, pues son mucho más propensos a sufrir un ataque o una lesión durante el tratamiento.
  • Las mujeres embarazadas o que decidan dar el pecho a sus hijos tras el nacimiento, deberán evitar este tipo de técnicas durante el embarazo y la lactancia.
  • Se consideran un grupo de riesgo los enfermos de diabetes o insuficiencias renales o hepáticas.

Tras analizar los principales colectivos de riesgo, debemos asumir que si pertenecemos a uno de ellos, tal vez sea mejor esperar un tiempo para llevar a cabo el tratamiento (en el caso de las mujeres embarazadas) o buscar una alternativa a la cavitación, pues de esta forma los riesgos y efectos secundarios serán menos probables, y los resultados mucho mejores. En la cavitación, como en cualquier tipo de tratamiento estético, debemos comentarle al profesional del centro donde vayamos a llevar a cabo las sesiones, cuáles son nuestras condiciones de salud, y si sufrimos alguna patología digna de mención, pues de esta forma, facilitaremos la labor de la persona que nos aplique el tratamiento, así como el asesoramiento, pudiéndolo enfocar hacia otra técnica que pueda ofrecernos mayores garantías de salud.

Efectos secundarios y riesgos de la cavitación:

  • En ocasiones al eliminar la grasa localizada en un periodo más o menos corto de tiempo, como puede ser en un tratamiento de sesiones si no se trata de un caso demasiado complicado, podemos encontrar que la zona ha perdido el volumen, y la piel queda mucho menos tensa. En este caso debemos buscar un tratamiento para tonificar la zona o mejorar la tensión de la piel, como por ejemplo mediante radiofrecuencia.
  • Pequeños hematomas e hinchazón se pueden manifestar tras el tratamiento, aunque no es nada importante y suelen desaparecer rápidamente, en el caso de que permanezcan por un tiempo prolongado, debemos acudir al especialista y nos recetará algún medicamento para acabar con estos síntomas.
  • Puede manifestarse rojez en la piel después de las sesiones. Esto puede deberse a una pequeña irritación en la piel que no irá a más.
  • Es posible que si el profesional no está cualificado, o lleva a cabo mal la técnica, en contadas ocasiones puede producirse una quemadura superficial, que resulta evidentemente muy molesta para el paciente.
  • Posibilidad de que se quede alguna pequeña acumulación de grasa sin disolver, bien debido a que se haya utilizado poca potencia, o se haya realizado mal el drenaje. En cualquier caso la solución pasa por resolver la pauta que se haya ejecutado mal, y llevarla a cabo de forma correcta.

¿Merece la pena este despues de una cavitaciontratamiento aún conociendo los riesgos?

En definitiva encontramos unos grupos de riesgo para la cavitación, que si bien son comunes a muchos de los tratamientos estéticos o por sesiones, debemos tener en cuenta para evitar que los riesgos sean demasiado altos.

Si pertenecemos a alguno de estos colectivos, lo mejor será comentarlo en las charlas previas donde nos dan toda la información, para que nos puedan asesorar hacia otro tratamiento con menos riesgo. La cavitación es un tratamiento que tiene riesgos y efectos secundarios, como cualquier técnica estética, pero si bien estos no son demasiado frecuentes ni de elevada gravedad, debemos conocer las posibles complicaciones que surjan durante las sesiones.

La cavitación ofrece unos magníficos resultados con escasos efectos secundarios, lo que lo convierte en una de las opciones más a tener en cuenta para eliminar la grasa localizada.

Si usted no está convencido de las posibilidades del tratamiento, los resultados a esperar o que pasaría si sufriese efectos secundarios o reacciones adversas, le recomendamos acudir a un centro donde se realice este tipo de tratamiento, y allí, podrá resolver todas sus dudas con un especialista que evalúe la situación en persona.ong>cavitación es uno de los tratamientos que más de moda se están poniendo para combatir la grasa localizada, y hoy vamos a tratar el tema de sus riesgos y los efectos secundarios que pueden producirse durante las sesiones de cavitación.

Cada vez es más importante la estética en nuestra sociedad, constantemente podemos ver en revistas o televisión cuerpos de famosos que son la envidia de todo el mundo, pero la realidad es que la mayoría de personas no cuentan con ese físico tan espectacular, y siempre existe algún michelín, cartuchera, papada… En definitiva grasa localizada, que hace que por más ejercicio y dieta que hagamos no logramos que desaparezca. Con la cavitación podemos tratar estos problemas con unos resultados increíbles, y es que se vale de unos ultra sonidos de baja intensidad que produce la máquina de cavitación, y que logra deshacer la grasa localizada, haciendo que nuestro cuerpo la elimine de forma natural gracia a la orina.
Son cada vez más los pacientes que hablan maravillas de este tratamiento, y que tras someterse a un número determinado de sesiones, se muestran encantados con los resultados, pero igual que con cualquier otro tratamiento estético, existen riesgos y complicaciones, así como también posibles efectos secundarios que debemos analizar y tener en cuenta antes de decantarnos por este, o cualquier otro tipo de tratamiento o cirugía.

Principales grupos de riesgo en un tratamiento con cavitación:

  • Los enfermos eliminar grasa indeseadacardíacos son uno de los colectivos que debe evitar este tipo de técnicas, debido a que se trata de una técnica que podría crear problemas para cierto tipo de tratamientos que se estén llevando a cabo de forma paralela.
  • Aquellas personas que sufran enfermedades como epilepsia, pues son mucho más propensos a sufrir un ataque o una lesión durante el tratamiento.
  • Las mujeres embarazadas o que decidan dar el pecho a sus hijos tras el nacimiento, deberán evitar este tipo de técnicas durante el embarazo y la lactancia.
  • Se consideran un grupo de riesgo los enfermos de diabetes o insuficiencias renales o hepáticas.

Tras analizar los principales colectivos de riesgo, debemos asumir que si pertenecemos a uno de ellos, tal vez sea mejor esperar un tiempo para llevar a cabo el tratamiento (en el caso de las mujeres embarazadas) o buscar una alternativa a la cavitación, pues de esta forma los riesgos y efectos secundarios serán menos probables, y los resultados mucho mejores. En la cavitación, como en cualquier tipo de tratamiento estético, debemos comentarle al profesional del centro donde vayamos a llevar a cabo las sesiones, cuáles son nuestras condiciones de salud, y si sufrimos alguna patología digna de mención, pues de esta forma, facilitaremos la labor de la persona que nos aplique el tratamiento, así como el asesoramiento, pudiéndolo enfocar hacia otra técnica que pueda ofrecernos mayores garantías de salud.

Efectos secundarios y riesgos de la cavitación:

  • En ocasiones al eliminar la grasa localizada en un periodo más o menos corto de tiempo, como puede ser en un tratamiento de sesiones si no se trata de un caso demasiado complicado, podemos encontrar que la zona ha perdido el volumen, y la piel queda mucho menos tensa. En este caso debemos buscar un tratamiento para tonificar la zona o mejorar la tensión de la piel, como por ejemplo mediante radiofrecuencia.
  • Pequeños hematomas e hinchazón se pueden manifestar tras el tratamiento, aunque no es nada importante y suelen desaparecer rápidamente, en el caso de que permanezcan por un tiempo prolongado, debemos acudir al especialista y nos recetará algún medicamento para acabar con estos síntomas.
  • Puede manifestarse rojez en la piel después de las sesiones. Esto puede deberse a una pequeña irritación en la piel que no irá a más.
  • Es posible que si el profesional no está cualificado, o lleva a cabo mal la técnica, en contadas ocasiones puede producirse una quemadura superficial, que resulta evidentemente muy molesta para el paciente.
  • Posibilidad de que se quede alguna pequeña acumulación de grasa sin disolver, bien debido a que se haya utilizado poca potencia, o se haya realizado mal el drenaje. En cualquier caso la solución pasa por resolver la pauta que se haya ejecutado mal, y llevarla a cabo de forma correcta.

¿Merece la pena este tratamiento aún conociendo los riesgos?

En definitiva encontramos unos grupos de riesgo para la cavitación, que si bien son comunes a muchos de los tratamientos estéticos o por sesiones, debemos tener en cuenta para evitar que los riesgos sean demasiado altos.eliminar grasa

Si pertenecemos a alguno de estos colectivos, lo mejor será comentarlo en las charlas previas donde nos dan toda la información, para que nos puedan asesorar hacia otro tratamiento con menos riesgo. La cavitación es un tratamiento que tiene riesgos y efectos secundarios, como cualquier técnica estética, pero si bien estos no son demasiado frecuentes ni de elevada gravedad, debemos conocer las posibles complicaciones que surjan durante las sesiones.

La cavitación ofrece unos magníficos resultados con escasos efectos secundarios, lo que lo convierte en una de las opciones más a tener en cuenta para eliminar la grasa localizada.

Si usted no está convencido de las posibilidades del tratamiento, los resultados a esperar o que pasaría si sufriese efectos secundarios o reacciones adversas, le recomendamos acudir a un centro donde se realice este tipo de tratamiento, y allí, podrá resolver todas sus dudas con un especialista que evalúe la situación en persona.

Si finalmente decidimos llevar a cabo esta intervención en nuestro cuerpo debemos buscar centros o clínicas especializadas en las que profesionales cualificados valoren nuestra situación y nuestro caso especifico y nos recomienden el tratamiento que más se ajusta y que mejores resultados nos daría, a parte, resolvería nuestras dudas y disiparía nuestros temores. No debemos sentirnos atraídos por precios extremadamente baratos, pues podría estar ligados a una mala calidad y un aumento en los riesgos de la intervención, la calidad debe ser prioritaria en lugar del precio.


4 thoughts on “Efectos secundarios y riesgos de la cavitación”

  1. Quisiera saber de donde han sacado la contraindicación de hacer la cavitación en el periodo de lactancia, haciendo la consulta en el comité de lactancia de la Asociación española de pediatría y a la página E-lactancia que estudia la compatibilidad de medicamentos y procedimientos compatibles con ésta, me indica que al no pasar la grasa al torrente sanguíneo , es perfectamente compatible. Gracias.

  2. Tengo una platina por fractura de húmero derecho y quiero un tratamiento estético con ultracavitacion para mi abdomen, hay algún riesgo al hacerlo?
    Gracias

  3. Si da un poco de miedo hacerse este tipo de tratamientos, por eso hoy en dia tantas enfermedades raras que antes no existían. Es mejor ejercitarse y comer bien.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.