Medicina estética

Medicina estética: ¿Qué puede hacer por ti?

Medicina estética: ¿Qué puede hacer por ti?
Valora este artículo

En este blog hablamos siempre de tratamientos de cirugía estética, diferentes intervenciones y medicina reparadora. Estos artículos detallan en profundidad diversas intervenciones, como por ejemplo algunos posts como la operación para el pecho caído, la operación de las bolsas de los ojos, etc.

En esta ocasión, queremos hablaros de la medicina estética, una rama de la medicina que está íntimamente relacionada con la cirugía estética, la cirugía plástica y la cirugía reparadora, pero que difiere en varios aspectos de estas.

La medicina estética es una de las especialidades que más utilizan hoy en día aquellas personas que se quieren ver bien y que procuran cuidar su aspecto físico. Esta rama de la medicina está muy evolucionada, dada la gran cantidad de clientes que tiene y los buenos resultados obtenidos. En definitiva, se trata de una especialidad muy lucrativa para los centros y clínicas y muy beneficiosa para los pacientes que a ella se encomiendan.

¿Qué diferencia a la medicina estética de la cirugía estética?

medicina estéticaEn la medicina estética no se necesita de una intervención quirúrgica mayor ni de anestesia general para obtener los resultados deseados, es decir, son tratamientos ambulantes, en los que los pacientes apenas tienen que estar en el hospital, y mucho menos ingresados alguna noche.

La medicina estética puede estar desarrollada por médicos que no necesariamente han estudiado una especialidad en estética (como pueda ser un cirujano plástico) pero que sí han realizado algún tipo de formación en estos tratamientos, como un máster o curso, por lo tanto son especialistas en este apartado, y están totalmente cualificados para llevar a cabo los tratamientos.

La finalidad de la medicina estética no es más que intentar solucionar algunos problemas estéticos que hagan sentir mal al paciente, pero sin la ayuda del bisturí. Para ello utilizan infiltraciones, dermoabrasiones, láseres … es decir, todas aquellas técnicas poco invasivas y que no tienen grandes efectos secundarios ni necesitan de mayores cuidados.

Otra de las finalidades de este tipo de medicina es la prevención de problemas estéticos que requieran de soluciones más drásticas en un futuro. Un ejemplo sería la utilización de la criolipólisis para eliminar grasa del abdomen y cartucheras, y así no realizar una operación de lipoescultura en un futuro.

En definitiva encontramos una manera de prevenir, y también de tratar ciertos problemas de menor magnitud, de forma eficiente y mucho más satisfactoria para el paciente, pues se reduce notablemente tanto los tiempos de recuperación, como el periodo hasta ver lo resultados definitivos.

¿Obtendré buenos resultados con la medicina estética?

Existen numerosos tratamientos médicos que están destinados a solventar muchos de los problemas estéticos más frecuentes, entre ellos podemos destacar:

  • El uso de láseres para eliminar manchas de la piel y el acné.
  • Tratamientos orientados a las bolsas y ojeras.
  • Todo tipo de maquinaria con tal de eliminar la grasa sobrante.
  • Infiltraciones de sustancias que tratan las arrugas, piel poco luminosa, etc.

Es decir, sea cual sea tu problema, con la medicina estética seguro que encontrarás alguna solución acorde a tus necesidades, tanto de salud como de bolsillo, porque en este campo existen soluciones que se adaptan a tu economía (algunas con mejores resultados que otras). Como por ejemplo, ciertos tratamientos por sesiones que permiten al paciente amoldar las sesiones, a sus posibilidades económicas.

Ahora bien, en los casos en los que tengas un problema estético acusado, es posible que la medicina estética te ayude, pero quizás lo ideal es ponerte en manos de la cirugía, ya que solo así conseguirás de forma 100% fiable tus objetivos.

Por poner un ejemplo, si una persona tiene unas arrugas muy acusadas alrededor de los ojos (las famosas patas de gallo), quizás con unas infiltraciones se pueda mejorar esta situación (medicina estética), pero realizando un lifting facial se asegurará el quitar esas arrugas por muchos años (cirugía estética). Una opción intermedia podrían ser los hilos tensores. Dependiendo de nuestro estado, y sobre todo, de los objetivos que deseemos, podremos escoger unas u otras alternativas.

¿Qué me va a ir mejor?

Como es lógico, va a depender de la magnitud de tu problema estético el que se te recomiende un tipo de medicina u otra.

Lo mejor que puedes hacer es pedir cita en una clínica privada y exponer ahí tu problema al médico que te atienda. Dependiendo de lo que quieras, y siempre bajo su consejo, podrá recomendar la mejor solución que estime oportuna y que te dé mejores resultados.

En España hay numerosas clínicas estéticas en todas las provincias. Puedes ver un listado en el siguiente enlace y encontrar la que quede más cerca de tu casa.

Os recomendamos acudir siempre a centros especializados, y evitar aquellos que no nos inspiren confianza, pues de esta forma, obtendremos los mejores resultados posibles en todos nuestros tratamientos estéticos.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.